Nos encantan los calabacines en cualquiera de sus variedades. Esta vez os traemos una receta que preparamos con frecuencia utilizando la variedad de calabacín que tengamos más a mano, aunque hay que reconocer que la variedad “Satélite” ó “calabacín redondo de niza” dan mucho juego en su presentación por su forma pequeña y redondeada. El que nosotros hemos utilizado es la variedad satélite, que es más oscuro y con precio para todos los bolsillos. La variedad “redondo de niza” también conocido como “courgete du trompette” es con la forma parecida pero más blanquecino, ah!!y bastante más caro.

En Uruguay y Argentina a este tipo de calabacín se le conoce como “Zapallito” y es muy popular.

Esta es una de esas recetas fáciles perfecta para los poco expertos en la cocina. Lo mejor de esta receta es que nos abre la imaginación para preparar una gran variedad de calabacines rellenos con los ingredientes que más nos gusten.

!!Esparmos que la disfrutéis tanto como nosotros!!

Ingredientes:

 

  • 2 calabacines.
  • 1 sobre sopa o crema de cebolla.
  • 400 gr carne picada ( mezcla 50% cerdo 50% ternera).
  • 1 tarrina de queso fresco de untar.
  • queso para gratinar.
  • 1 trozo dequeso roquefor (opcional).
  • sal.
  • pimienta.

Preparación:

  1. Aliñamos la carne añadiendo el sobre de sopa de cebolla y mezclamos bien. Dejamos reposar mientras preparamos los calabacines para rellenarlos.
  2. Cortamos la parte superior de los calabacines y los vaciamos con cuidados de no romperlos. Podemos utilizar una cuchara para ayudar. Una vez vacíos los salpimentamos en el interior. (No tiréis la pulpa de calabacín que habéis extraido del interior, con ella podréis preparar una exquisita pasta con calabacines).
  3. Horneamos los calabacines con la tapadera del calabacín puesta y  envueltos en papel de aliminio 20 minutos a 150 ªC arriba y abajo con ventilador.
  4. Mientras se hornean los calabacines, mareamos la carne en una sartén con un poco de aceite.
  5. Hacemos una crema mezclando el queso de untar y el roquefor.
  6. Sacamos los calabacines del horno y comenzamos a rellenarlos. Primero con la carne hasta la mitad y el resto lo completamos con la crema de queso.

Espolvoreamos por encima con un poco de queso para gratinar.

7. Volvemos a meter los calabacines en el horno unos  15 minutos a 150 ªC arriba y abajo sin ventilador.

!!Ahora toca disfrutarlos!!